Para la OMS, lavarse las manos puede salvar la vida

lavado-de-manos--1200x800

La correcta higiene de las manos es fundamental a la hora de evitar enfermedades y salvar vidas, de ahí que ante la pandemia por coronavirus la celebración del Día Mundial de la Higiene de Manos el 5 de mayo cobra este año una relevancia mayor.

Con la simple práctica de lavarse las manos, no solo prevenimos enfermarnos, sino que somos solidarios hacia las personas que son más vulnerables de contraer enfermedades: niños, ancianos, personas con enfermedades crónicas.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró en 2005, al 5 de mayo como «Día Mundial de la Higiene de Manos», como parte de una iniciativa mundial para mejorar la higiene en los centros de atención sanitaria.

Según la OMS, “la higiene de las manos en la atención sanitaria ha salvado millones de vidas en los últimos años”, de ahí que es un indicador de calidad que destaca la seguridad de los sistemas de salud.

“Los problemas de salud, como las infecciones asociadas a la atención sanitaria (IAAS), que a menudo son invisibles, pero sin embargo ocurren, son retos políticos y sociales que debemos abordar”, insistió el organismo mundial.

Y considerando que la prevención de las infecciones es una parte fundamental del fortalecimiento de los sistemas de salud, la OMS destacó que “la higiene de las manos es la base de todas las intervenciones, ya sea al insertar un dispositivo médico invasivo, manipular una herida quirúrgica, o al realizar una inyección”.

Este trabajo de concientización sobre la higiene de las manos dio origen a la campaña “Salve vida: límpiese las manos”, de periodicidad anual, inaugurada en 2009 dentro de un esfuerzo internacional de gran alcance, encabezado por la OMS, busca concientizar sobre la importancia de la limpieza de las manos tanto del personal de atención de la salud como de los pacientes y la comunidad general.

Esta iniciativa forma parte del programa «Una atención limpia es una atención más segura» y desde su puesta en marcha, en 2005, más de 40 países y territorios también han iniciado campañas de higiene de las manos.

Para este año la OMS asoció la campaña con el Año del Personal de enfermería y partería que la OMS declaró para el 2020, y así reconocer su contribución ejemplar en reforzar los sistemas sanitarios.

Por su parte, la Asociación Argentina de Enfermeros en control de infecciones (ADECI) destacó en su sitio web que “con la llegada de la Covid-19 y hasta que no contemos con una vacuna, el mundo ha sufrido un cambio irreversible y hoy más que nunca han cobrado un tremendo y merecido protagonismo las medidas de prevención y control de las infecciones, entre ellas por excelencia la higiene de manos, que en la atención sanitaria ha salvado millones de vidas en los últimos años”.

Al respecto la ADECI recordó cuál es la forma correcta de lavarse las manos:

«Para eliminar cualquier rastro del virus de las manos no basta con frotar y enjuagar rápidamente, sino que se debe mojar las manos con agua corriente; aplicar una cantidad suficiente de jabón para cubrir las manos mojadas; frotar por toda la superficie (el dorso, el espacio entre los dedos y debajo de las uñas) durante, al menos, 20 segundos; enjuagar bien con agua corriente y, por último, secarse las manos con un paño limpio o una toalla de un solo uso».

En prevención del coronavirus, la ADECI indicó que las manos deberían lavarse «después de sonarte la nariz, toser o estornudar; después de visitar un espacio público, después de tocar superficies fuera de tu hogar, por ejemplo, dinero, antes y después de cuidar a una persona enferma y también mientras la estés cuidando y antes y después de comer».