Hispano ganó confianza y se impuso ante Quilmes

hispano - quilmes

Hispano Americano perdió los dos primeros cuartos y a partir del segundo tiempo consiguió la confianza necesaria para meterse en partido y doblegar a Quilmes de Mar del Plata por 88 a 74, en el polideportivo del Boxing. El goleador para el plantel de Richotti fue Scott, con un total de 19 puntos. El domingo recibe a La Unión de Formosa.

A fuerza de confianza de equipo, a pesar de los errores, el plantel que representa a Santa Cruz en la Liga Nacional de Básquet, Hispano Americano, consiguió la segunda victoria consecutiva ante Quilmes de Mar del Plata, esta vez en calidad de local por 88 a 74.

Richotti metió en el inicio a Hure, Buemo, Paletta, Scott y Morrison. Bianchetti optó por Bolivar, Morales, Ortiz, Essengue y Fernández.

El primer cuarto cerró con bajo goleo, el tiempo de estudio fue largo, ninguno quería descuidar espacios y las veces que tuvieron oportunidad de encestar, erraron. Por 15 a 16 se impuso en este primer parcial el equipo marplatense.

En el segundo cuarto, se animaron a más y ambos elencos convirtieron triples. Tabarez y Hure se encargaron de probar de larga distancia; Quilmes intentó lo mismo y la cuenta se ajustaba en repetidos empates. No se sacaban diferencias: mientras conseguían llevar la delantera, el rival armaba juego para emparejar la situación. Cerró el primer tiempo con 41 para el local contra 42 de la visita, un total de 26 puntos por lado en el parcial.

El público que acudió al espectáculo deportivo, animó y alentó al plantel en forma moderada.


La búsqueda al aro fue incesante. (Foto: José Silva)

Segundo tiempo

En el inicio entraron Hure, Paletta, Scott, Morrison y Hurt. Poco a poco, Hispano se fue cargando de faltas pero seguía anotando. En este segmento, Paletta fue el que demostró su mayor confianza, pues trabajó duro en las penetraciones, ganó en velocidad a sus marcadores marplatenses, consiguiendo hacer la diferencia.

A causa de los reclamos, el árbitro se acercó a Richotti para advertirle que se calme, pero poco después le marcaron la técnica por no mantener la compostura, aunque en realidad su temperamento lo lleva a sacarse de las casillas.

Otra falta técnica fue la que le marcaron a Morrison, cuando el tablero estaba 81 para Hispano sobre 72 de Quilmes.

Sin descuidar el trabajo defensivo, Hispano mantuvo la cuenta en movimiento y a su favor hasta llegar al final con 19 puntos de Scott, 15 de Morrison y 14 de Tabarez.

El domingo desde las 21:00, Hispano recibe en el polideportivo del Boxing a La Unión de Formosa, y luego le espera una larga recorrida lejos de casa. Por el momento, el triunfo le viene más que bien. Ahora es tiempo de analizar y mejorar detalles porque esto, recién comienza.

Comentarios

comentarios