«De no acatar la conciliación el gremio se expone a una serie de multas y sanciones»

guibetich

Así lo afirmó el intendente de la ciudad capital, luego del izamiento dominical y en el marco de la conciliación obligatoria dictada por el Ministerio de Trabajo de Nación, a fines semana pasada.

Una vez concluida la ceremonia del izamiento de este domingo, el jefe comunal dialogó con los medios de prensa, oportunidad en la que se refirió al conflicto con el Sindicato de Obreros y Empleados Municipales y producto del cual ha sido dictada la conciliación obligatoria días atrás a través del Ministerio de Trabajo de la Nación.

Giubetich explicó que ese organismo tomó intervención «porque primero concurrimos a la Secretaria de Trabajo de la Provincia, entidad que emitió una resolución declarándose incompetente argumentando que el Municipio no está adherido a la Ley Provincial de Convenio Colectivo de Trabajo».

El intendente aclaró que «el segundo paso era ir al Ministerio de Trabajo de la Nación, como ya hicimos, y el tercero era ir a la Justicia, como hubo antecedentes en otra gestión».

Con relación a la posibilidad de juntarse en ese ámbito de negociación, Giubetich adelantó: «La audiencia la fija Nación. Ellos darán lugar y fecha, que no sé si será en Río Gallegos u otro lugar. Pero la ley es clara, tanto para el SOEM como el Municipio. De no acatar la conciliación el gremio se expone a una serie de multas y sanciones, y el compromiso de volver a trabajar mientras dure el plazo de 15 días que dure la conciliación; y por su parte, el municipio se compromete a retrotraer cualquier medida que atente contra los dirigentes o aquellos que están con medidas de fuerza», detalló el jefe comunal, quien a propósito de la nueva oferta que iba a realizar el Ejecutivo a los trabajadores, pero que quedó pendiente por esta situación, dijo que eso «será discutido en el ámbito de la conciliación obligatoria».