Condenas de 9 y 4 aAi??os por el hallazgo de 110 kilos de cocaAi??na en la pesquera ai???PoseidA?nai???

Revista-Puerto-Caso-Poseidon

El Tribunal Oral Federal de Comodoro Rivadavia le impuso penas a uno de los dueAi??os de la empresa patagA?nica, a dos hombres ligados a la firma Mar Pesca Azul de Mar del Plata y a un cuarto acusado que intervino como broker. El cargamento estaba oculto en cajas de langostinos y tenAi??a a EspaAi??a como destino final.

El Tribunal Oral Federal de Comodoro Rivadavia le impuso penas a uno de los dueAi??os de la empresa patagA?nica, a dos hombres ligados a la firma Mar Pesca Azul de Mar del Plata y a un cuarto acusado que intervino como broker. El cargamento estaba oculto en cajas de langostinos y tenAi??a a EspaAi??a como destino final.
En el marco del juicio por la causa conocida como ai???PoseidA?nai???, el Tribunal Oral Federal de Comodoro Rivadavia condenA? el viernes a Alfredo Aranda BarberA? a la pena de 9 aAi??os de prisiA?n por considerarlo autor del delito de transporte de estupefacientes; a NicolA?s Seoane a 9 aAi??os y a Juan Eduardo Burgos a 4 aAi??os de prisiA?n por considerarlos partAi??cipes necesario y secundario, respectivamente, del mismo delito.

Los jueces Enrique Guanziroli -en carA?cter de presidente del Tribunal- y Nora Cabrera De Monella y Luis GimAi??nez -como vocales- tambiAi??n le impusieron una condena de 9 aAi??os de prisiA?n a HAi??ctor Omar ai???Curaai??? Segundo, a quien encontraron autor del delito de almacenamiento de estupefacientes. Por su parte, resultA? absuelto Salvador Alejandro Pennisi.

En representaciA?n del Ministerio PA?blico Fiscal de la NaciA?n intervinieron en el debate oral y pA?blico -que habAi??a iniciado en agosto- el fiscal general Teodoro NA?rnberg, con la asistencia de Mariano SA?nchez y Diego PuAi??et por la ProcuradurAi??a de Narcocriminalidad (Procunar).

La causa, tambiAi??n conocida como ai???Langostinosai??? -radicada bajo el expediente nro. 22420/2013-, comenzA? en junio de 2013 a raAi??z del hallazgo de 110 kilos de cocaAi??na en la CA?mara Nro. 5 de la empresa pesquera ai???PoseidA?nai???, ubicada en la ciudad de Puerto Madryn, disimulados en cajas que contenAi??an langostinos y habAi??an sido previamente enviados desde la empresa Mar Pesca Azul de Mar del Plata. El hallazgo motivA? las posteriores detenciones de los propietarios de PoseidA?n, ai???Curaai??? Segundo y Pennisi; del broker pesquero NicolA?s Seoane y de Burgos y Aranda BarberA?, ambos ligados a la firma marplatense. La sustancia estupefaciente tenAi??a como destino final el Reino de EspaAi??a, mA?s precisamente a la empresa Royal Peche SL de Salvador Parra GA?mez, respecto de quien se denegA? su extradiciA?n para ser juzgado por las autoridades judiciales argentinas.

El tribunal oral considerA? en su extensa sentencia que ai???Aranda BarberA? organizA?, aA?n parcialmente, el modo de asegurar que el cargamento criminoso, llegara indemne al puerto de embarque, para el contrabando a EspaAi??aai???.

ai???Con la colaboraciA?n inicial secundaria de Burgos, para preparar el cargamento y dar inicio al transporte terrestre, rudimentariamente organizados, contaron con una elemental estructura como para acondicionar y trasladar la droga, sin ser descubiertos, a miles de kilA?metros hasta su puerto de embarque, lo que obviamente incluyA? conductor, rodado, telAi??fonos celulares, un lugar de acopio, cercano al puerto de salida, etc. y aunque la actividad de cada uno haya sido parcial, fue convenida de antemano conscientemente a un propA?sito ilegal comA?nai???, agregaron los magistrados respecto de los hombres vinculados a la compaAi??Ai??a marplatense.

Asimismo, los jueces sostuvieron que el broker pesquero Seoane ai???supervisA? las tareas para el transporte terrestre y eligiA? el lugar que mantendrAi??a indemne los productos y le permitAi??a los trA?mites para el futuro embarque ilegal, no importA? que estuviese a mucha distancia del sitio donde las operaciones empezaron por sus conocidos Aranda y Burgos, pues no se situA? intelectualmente ajeno cuando estuvo comunicado contemporA?neamente a los hechos y al tanto de lo que ocurrAi??a, ni estuvo imposibilitado de actuar con el avance tecnolA?gico que tambiAi??n se recepta en la Patagonia, por ejemplo, en lo que ataAi??e a comunicaciA?n por celulares y siempre asegurA? el desenvolvimiento del traslado y guarda de la carga incA?lume para salir del paAi??sai???.

Respecto a HAi??ctor Segundo, propietario de PoseidA?n, el tribunal seAi??alA? que aunque su apariciA?n ai???en los hechos podrAi??a arrojar dudas sobre su intervenciA?n en la operaciA?n ilegal, la droga incautada fue habida depositada desde hacAi??a tiempo en una de sus empresas, su uso encriptado del telAi??fono con un operador del delito al que estuvo vinculado, es idA?neo a las actividades ilAi??citas que se le reprochan, escasas y aisladas comunicaciones no prueban poco, si se las liga a la Ai??poca y ocurrencia del hecho que lo compromete y pudiendo tambiAi??n revelarse por entonces una estrecha relaciA?n social con Seoane, tambiAi??n estuvieron ligados en los negocios y en el delitoai???.

De esa forma, los jueces calificaron la conducta de Aranda BarberA? ai???como la de autor mediato y para Seoane, partAi??cipe necesario, responsables ambos de transporte ilegal de estupefacientes y para Burgos partAi??cipe secundario en este delito y a Segundo, autor de almacenamientoai???, ilAi??citos previstos en los artAi??culos 45 y 46 del CA?digo Penal y 5 inciso C de la ley 23737.

Los representantes del MPF habAi??an solicitado 11 aAi??os de prisiA?n para Aranda BarberA?, 10 para Seoane y Segundo y 8 para Burgos. Asimismo, consideraron que Pennisi debAi??a ser absuelto.

Por otro lado, en la sentencia el Tribunal Oral Federal ordenA? la extracciA?n de copias y su remisiA?n a la Procunar para que la procuradurAi??a especializada profundice la pesquisa en torno al origen de la cocaAi??na incautada.

La causa se iniciA? en 2013 con el hallazgo de 110 kilos de cocaAi??na ocultos en un cargamento de langostinos en un depA?sito de la empresa pesquera PoseidA?n, de Puerto Madryn.

Comentarios

comentarios