Sin tratarlo en comisiones, el FPV impulsó el rechazo del Presupuesto

concejo

Con el apoyo de los concejales de la UCR, Fabián Leguizamón y Juan Kingma, lo concejales del Frente para la Victoria mocionaron el tratamiento sobre tablas del proyecto de Presupuesto 2017, que estaba para su tratamiento en comisiones y no había sido analizado. Aducen que no cuentan con el Ejecutado 2016 y los balances de ingresos y egresos de este año.

Nada hacía previsible lo que finalmente ocurrió ayer en la sesión del Concejo Deliberante de Río Gallegos. Presidida por el concejal Juan Manuel Kingma (por encontrarse Evaristo Ruiz a cargo de la Intendencia), todo transcurría con relativa normalidad hasta el momento en que el concejal Eloy Echazú mocionó que se trajera al recinto el expediente que contenía el proyecto de Cálculo y Recursos del Municipio para el presente año.
Este proyecto fue girado por la Intendencia hace un mes y no había tenido, hasta el momento, tratamiento alguno en la Comisión de Presupuesto y Hacienda que preside el concejal de la UCR Fabián Leguizamón, ni siquiera para cumplir con la ordenanza del Presupuesto participativo, requerir informes o citar al secretario de Hacienda para que explique la iniciativa presupuestaria.
Echazú pidió el tratamiento sobre tablas del expediente, mocionando rechazarlo para devolverlo al Ejecutivo. Las razones es que “no sabemos cuánto gastó el intendente el año pasado, algo que debía haber enviado al Concejo Deliberante y se denomina Ejecutado, con el que no contamos, tampoco cumplimenta el presentar cuál es el ingreso y egreso del dinero que tiene el municipio. En base a todas estas irregularidades, que están definidas por la Ley 55 y ordenanza de Contabilidad, es que solicitamos el rechazo del presupuesto para que lo revea el intendente y cumplimente las normativas de información que necesitamos los concejales”.
Así, con los votos de los tres concejales del FPV más los de los radicales Leguizamón y Kingma, se rechazó la norma y se le otorgó a la Intendencia un plazo hasta el 31 de octubre para presentar el nuevo Presupuesto, premunido de “toda la información que necesitamos”, enfatizó Echazú, indicando que “queremos saber en qué se gasto toda la plata el año pasado y cuánto le está ingresando y egresando durante el 2017”.

Roquel en soledad
El concejal Daniel Roquel fue el único que votó en contra de devolver el Presupuesto municipal. Sostuvo que con esta decisión “se pone en peligro el pago de sueldos”.
Afirmó a La Opinión Austral que es “insólito” que se devuelva la norma sin siquiera haberla tratado en las comisiones, “se negaron sistemáticamente a abordar el Presupuesto, ni una nota se le mandó al Ejecutivo reclamando información”, indicó el concejal.
También criticó que en la misma sesión se haya rechazado, igualmente con el voto de los otros dos concejales de la UCR, el veto que hiciera el Ejecutivo a la ordenanza de títulos, “esa decisión costará al erario municipal 4,8 millones de pesos más por mes” y nadie, indicó, “explica de dónde saldrá el dinero”.
Sostuvo que fue evidente que los concejales, tanto del FPV como los dos de la UCR, se habían puesto de acuerdo “antes” de la sesión, algo que él (que es el presidente de la bancada radical) desconocía.
Para Roquel, esto es un claro pase de facturas y tiene tinte electoral, además de que “algunos mezclan cosas personales” también.

“Un intendente insano”
La relación del hoy vicepresidente del Concejo Deliberante y el intendente Roberto Giubetich, electos en la misma boleta en 2015, viene sufriendo altibajos constantes y es evidente que ahora no pasa por el mejor momento, al punto que ayer Juan Manuel Kinmga tuvo expresiones muy duras contra el jefe comunal, llegando a tratarlo de “insano”.
Criticó los viajes constantes a Buenos Aires y adujo que “no ve las prioridades que requiere la ciudad”, como encontrar una solución a los baches, la basura, los perros sueltos, etc. y enfatizó que “una ciudad insana es un intendente insano”.
Respecto del Presupuesto, se alineó con los dichos del FPV, asegurando que el intendente “no brinda información” y consideró que como representantes del pueblo que ellos son, esa situación “es un ninguneo a los ciudadanos”.
Se declaró “decepcionado” de haber acompañado al intendente y volvió a lanzar críticas a lo que calificó de “inacción” por parte de Roberto Giubetich, quien muestra una total “falta de respeto” a la labor de los concejales.

(Fuente: La Opinión Austral.)

Comentarios

comentarios