Últimas etapas de construcción de la planta de ósmosis

cañería en ruta vieja

La empresa CPC dio inicio a la construcción de la tubería de salida de la planta de ósmosis inversa que se encuentra instalando en el acceso norte de la ciudad. De esta manera, se avanza en las últimas etapas de desarrollo de la planta que potabilizará agua de mar.

Pocos kilómetros al norte de la localidad, la planta de ósmosis ya se encuentra en la recta final de su construcción. En la jornada de la víspera, la firma CPC inició la instalación de la cañería de desagüe. Ésta es la que conducirá el descarte, una vez realizado el proceso de potabilización del agua. Se trata de la parte del líquido que vuelve al mar, con la carga de sal. Así comenzó la parte final de la obra. Solo resta la instalación de un tanque contenedor, algunas instalaciones electromecánicas y viabilizar los cruces de la ruta nacional.

La primera planta desalinizadora y de ósmosis inversa operativa del país, se encuentra en Puerto Deseado. La segunda, será la de Caleta Olivia. No obstante, es una tecnología muy utilizada en gran parte del mundo. Ambas fueron gestionadas y comenzaron su desarrollo a inicios de 2015. La primera de ellas, que en tamaño y capacidad de producción de agua potable es un cuarto que la que funcionará en la ciudad del Gorosito, se terminó en tiempo y forma y está operativa. Produce el 60 por ciento del agua que consume Puerto Deseado.

Consultado el gerente local de SPSE, Juan José Naves, recordó: “La planta de Caleta llegó al 80 por ciento de su construcción al finalizar 2015, y debió sortear el cambio de gobierno nacional. Durante el primer año del nuevo gobierno, 2016, la obra fue literalmente congelada. Hoy se ha reactivado, y está en la recta final. Solo falta que el Estado Nacional habilite los cruces de ruta, a través de Vialidad, y la instalación de los últimos elementos de la planta”.

Comentarios

comentarios