“Acá hay un pueblo de pie, acá hay un pueblo trabajador”

Alicia

Durante el acto central por un nuevo aniversario de la imposición del Bautismo de Lago Argentino, la gobernadora Alicia Kirchner transmitió un mensaje de esperanza al pueblo santacruceño. “Acá hay un pueblo de pie acá hay un pueblo trabajador” dijo emocionada desde El Calafate.

La gobernadora puso en valor el espíritu de lucha de los hombres y mujeres de la Patagonia “que importan unos pocos cuando esos pocos están haciendo soberanía en las tierras patagónica” dijo al referirse a la mirada limitativa de quienes tienen la responsabilidad de gobernar para todos los argentinos.

La jefa de Estado destacó las posibilidades de desarrollo con las que se cuenta en el territorio de la provincia y pidió dejar de lado lo negativo y poner en valor las enormes posibilidades para el desarrollo con las que cuenta Santa Cruz, centralizándose en esta idea para salir adelante.

La gobernadora interpeló a los presentes con un mensaje de convocatoria, si bien consideró que es necesaria siempre “una voz amiga” que colabore en el camino recordó la importancia de “la fuerza de la esperanza”. “Yo no estaría parada acá frente a ustedes si no tuviera esa esperanza” reflexionó y expresó que “pese a los diferentes problemas podemos salir adelante con la ayuda de todos”.

Desde El Calafate la gobernadora reafirmó su compromiso con la provincia y dejó en claro que son las elecciones que se toman las que “definen los caminos” pero pidió no olvidar que “una vez que se asume un camino todos y todas tenemos que estar fortalecidos y construir colectivamente” para salir adelante

En ese sentido la mandataria expresó que debemos aprender “a sumar en conjunto” para que “los intereses del conjunto primen con fortaleza sobre los intereses de tal o cual sector”.

“Hoy más que nunca tenemos que estar todos juntos y yo voy trabajar para ello” sentenció.

Durante un discurso emotivo, recordó las figuras del ex presidente y gobernador de la provincia, Néstor Kirchner y de la ex presidenta Cristina Kirchner. Se refirió a ellos destacando su rol en la inclusión de los argentinos y por su tarea en  el fortalecimiento de un país federal.

“Cuando Néstor y Cristina conducían los destinos de nuestro país  miraron a todo el pueblo miraron al territorio en su conjunto, el territorio de los parajes, el territorio de los pequeños pueblos” recordó emocionada la gobernadora. Además pidió no olvidar que en nuestro país hay 2200 pueblos y que en “cada pueblo hay ciudadanos y ciudadanas argentinas con capacidades, con potencialidades que hay que ayudar a que crezcan,  hay que ayudar a potenciarlos para que estén en función del desarrollo de cada región”.

Al cierre la gobernadora recordó  la fortaleza pionera  de quienes nacieron y vinieron a la provincia, y pidió no olvidar que “el viento nos acaricia pero también el viento nos da esta fortaleza” y pidió avanzar en “todo lo bueno que tiene nuestro pueblo” mirando hacia delante “con fuerza, con trabajo, con organización” que es como se sale adelante.

La gobernadora transmitió un enérgico mensaje al pueblo santacruceño, a ese pueblo trabajador que cada día hace de la provincia un territorio que lucha por la soberanía de cada argentino: “acá hay un pueblo de pie acá hay un pueblo trabajador, hay un pueblo que quiere abrir su brazos para los hermanos argentinos y para quienes nos quieren visitar”.

Para despedirse recordó que en Santa Cruz “tenemos esperanza, porque tenemos fe, porque creemos que el mejor instrumento es ponerse al servicio del otro y así tener pertenencia al lugar”. Para la gobernadora “cuando uno sabe para donde va, realmente el elemento transformador es el verdadero cambio porque cambiamos para mejorar la calidad de vida para Santa Cruz”.

 

Comentarios

comentarios