Comenzó a normalizarse el suministro de gas a la población de Gregores

emergencia gas gregores

El intendente ratificó que denunciará a CAMUZZI.

Cerca de las 23.00 del miércoles se restableció el suministro de gas por red al cincuenta por ciento de los ocho mil habitantes de Gobernador Gregores.

La otra mitad tuvo que soportar una gélida noche en la que se registró una sensación térmica de 10° bajo cero, y a última hora de ayer aún aguardaba recibir el fluido desde la planta de GLP de Camuzzi que el martes había quedado fuera de servicio por desperfectos en sus vaporizadores.

De todos modos la “emergencia” decretada por el intendente Juan Vázquez, se mantendrá hasta que todas las casas de pobladores y edificios de instituciones cuenten con el vital suministro, lo cual podría concretarse en el transcurso de hoy.

La situación virtualmente límite comenzó a superarse cuando alrededor de las 19.00 del miércoles llegaron desde Río Gallegos las cintas eléctricas que el propio jefe comunal solicitó a un organismo provincial, con lo cual se pudo descongelar cañerías en la planta de Gas Licuado Propano, ya que la empresa Camuzzi recién esperaba para este fin de semana los repuestos de vaporizadores.

En tanto, a las 15.00 hs de ayer, Vázquez –quien también es presidente de la Junta de Defensa Civil- aguardaba en el acceso a Gregores, sobre la Ruta 40, la llegada de equipos aireadores que provenían de Río Turbio.

Por otra parte pudo saberse que todo el recurso humano de Defensa Civil (incluyendo el cuerpo de Bomberos), junto a técnicos y operarios de Distrigas y Camuzzi desplegaron una intensa tarea para posibilitar que el suministro del gas fuera restableciéndose paulatinamente.

NO ADMITE EXCUSAS

De todos modos, el intendente Juan Vázquez que fue contactado telefónicamente por Diario Patagónico, reiteró que mantenía su firme decisión de presentar una denuncia formal contra la empresa prestadora del servicio y que la concretará apenas quede superada la emergencia.

No lo conformaba el hecho que Camuzzi haya justificado esta grave situación aduciendo inesperadas condiciones climáticas cuando realizaba tareas de mantenimiento en su planta.

Vázquez prácticamente no habría dormido preocupado por la difícil situación que atravesó toda la población, teniendo en cuenta que también existía la posibilidad que se produjera un accidente al reestableserce el suministro, en caso que las llaves de algunos artefactos domésticos hubieran quedado abiertas o bien por el uso de estufas a kerosene.

“Yo tengo que agradecer a Dios que afortunadamente nada de eso ocurrió y también debo resaltar la voluntad y el corazón de los vecinos que pudieron afrontar esta situación y los que aún continúan haciéndolo”, expresó.

(Fuente: La Vanguardia Sur.)

 

Comentarios

comentarios